inicio
sumario
viajes
galeria
miradas
flash-news
info práctica
diarios de viaje
links

Tahití y sus islas, paseando en el Edén
dónde dormir

• Intercontinental Resorts & Thalasso Spa

Una de las mejores opciones de alojamiento es este magnífico hotel, ubicado en una zona privilegiada y que cuenta con un acuario artificial en el que sus huéspedes pueden disfrutar del placer de nadar entre peces y fondos coralinos. Dispone de 260 habitaciones de todas las categorías, incluidos los Bungalows sobre el lago. Ofrece una amplia variedad de servicios, desde actividades deportivas hasta culturales, incluyendo dos restaurantes con cocina internacional, francesa y, por supuesto, especialidades tahitianas.

Intercontinental
Tahití Resort

PO Box 6014 Faa'a–98702 Tahití - Polinesia Francesa
Telf: (689) 86 51 10
Fax: (689) 86 51 30

www.tahiti.interconti.com

Le Méridien Tahití

En este singular hotel, que mira hacia la isla de Moorea, podemos disfrutar de una laguna coralina natural en una de las playas de arena blanca más hermosas de la isla y de una magnífica piscina, única por su fondo de arena coralina. Dispone de 138 amplias habitaciones y suites, y de 12 bungalows sobre el mar.

Le Méridien Tahití

BP 380595 Tamanu
98718 Punaauia - Tahití
Polinesia Francesa
Telf: (689) 47 07 07
Fax: (689) 47 07 08

www.lemeridien.com

Catamarán Haumana - Tahití Cruises

Tahití Cruises gestiona el catamarán de lujo “Haumana” de 36 metros de eslora. Este barco realiza cruceros por los atolones de las Tuamotu de 3, 4 y 7 noches. Los amplios camarotes dobles, 12 en total, disponen de todas las comodidades como TV lector de CD-DVD, caja fuerte, minibar, aire acondicionado, etc. El catamarán está equipado con motos de agua, accesorios para pesca y submarinismo. Mediante las lanchas auxiliares se realizan excursiones a las islas más recónditas y las zonas de pesca o submarinismo más singulares de este archipiélago tahitiano.

A bordo del catamarán Haumana es posible descubrir los puntos más recónditos de Rangiroa ya que gracias a su poco calado puede acceder fácilmente a zonas del atolón que no son accesibles por barcos de gran crucero. Una de las principales particularidades de realizar un crucero en este lujoso barco consiste en que no existe un programa de actividades cerrado. El turista es quien decide cada día qué desea hacer y en función de sus apetencias se organizan las actividades. Puede pasar el día jugando a ser un náufrago en una isla desierta provisto de una cuidada cesta de pic-nic.; practicar submarinismo en zonas privilegiadas del litoral; salir de exploración en moto de agua; pescar desde la cubierta del barco o en algún islote practicando la técnica de la pesca con mosca; pasar una tranquila jornada a bordo disfrutando de la excelente cocina, el solarium, el jacuzzi y el servicio de bar como si se encontrase en un hotel flotante. La imaginación y los deseos de cada cual marcan los límites a esta experiencia náutica en Rangiroa. www.tahiti-haumana-cruises.com


volver al reportaje
www.fronterasdepapel.com
info@fronterasdepapel.com